Etiquetas

, ,

Cortometraje de Chris Landreth, que funciona como homenaje a Ryan Larkin uno de los pioneros de la animación.

El eje de la historia es una conversación entre Chris y Ryan, y desde la imágenes van recorriendo la vida de Ryan y su obra.

Es curioso como parece una mezcla entre documental y ficción, por la manera en que está concebido. La estética fragmentada de los personajes realza el carácter emotivo y con aires de decadencia de la historia.

Obtuvo el oscar el año 2005 como mejor cortometraje de animación.

Para ver con subtítulos al español : Parte 1 Parte 2